Skip navigation.
Home
 

Mañas

Imagen de Un Mono

La gente tiene mañas. Pequeñas obsesiones cotidianas, como no comer en una mesa si no está bien puesta, jamás usar corbata, mantener la cama tendida de manera PERFECTA, cosas así. Son esos detallitos que te hacen un poco más desagradable, jodido, o simplemente freak frente a los demás.
Me sorprendió cuando me dijeron "mañoso" hace poco. Sé que tengo mañas, pero no creí ser DEFINIDO como "un tipo mañoso".
En desquite, comencé a buscar esas obsesiones de poca monta en mis amigos. Y las mías, de paso.
¿Compartimos material?

Yo tengo muchas. Una larguísima lista de productos que no como por ningún motivo, como varias legumbres (en particular habas), coliflor, ajo cocido, zapallo, betarragas, zanahorias, cosas en escabeche, galletas Tritón, palta muy verde, quesillo y la lista se extiende bastante.
No entro comiendo a un baño, de ningún tipo, bajo ningún concepto. Me lavo las manos en cuanto llego a mi casa, porque si no lo hago no toco ni comida, ni el mouse, ni la mesa, ni nada que deba estar medianamente limpio.
Me presento adecuadamente por teléfono, y si alguien me llama, no me importa quién sea, lo trato mal si no se presenta bien.
Nunca compro nada en MacDonald's.
Por supuesto tengo mañas en la organización de mi pieza, pero son algo incomprensibles, así que me las reservo.
Tengo una amiga que no comía de un plato que no tuviese comida de al menos cinco colores.
Conozco a alguien que no puede dormir tranquila si sus libros no están PERFECTAMENTE ordenados y organizados.
Un amigo mío come el arroz con cuchara, o simplemente no come. Tampoco come carne brasileña, de hecho la detecta por el sabor.
Mi papá debe comer la comida MUY caliente.
Otro amigo duerme con su almohada de niño (imaginen el estado en que se encuentra, una almohada de cuando era guagua).

Algunas personas tienen mañas increíbles. Las personas cono Mónica Geller, de Friends, existen. De hecho, mi abuela era así.
Los invito a que compartan sus mañas. Al menos yo estoy abierto a nuevas ideas.