Skip navigation.
Home
 

Me casé en un crucero, pero por burocracia sigo soltera

Imagen de The Bartender

Esta es la historia verídica de las peripecias de un par de amigos. El artículo salió originalmente publicado en Bio Bio y en caso de que alguien quiera dejarles a ellos comentarios o sugerencias en la historia original, la fuente está anotada al final de la nota. Es una de esas historias del colmo de la burocracia Chilena, por lo que a mi juicio merece difusión.

** Publicado por Camila Álvarez **

" La historia es así, contada por mi marido:

El 20 de enero del 2010 me fui de viaje en un crucero donde me casé con mi señora. Antes del viaje llamamos al Registro Civil y nos dijeron que al llegar de vuelta a Chile, tenía que presentar el certificado de matrimonio y acá lo legalizarían.

Cuando volvimos del viaje, fuimos al Registro Civil y nos comunicaron que ellos no podían hacer nada y que tenia que ir al Ministerio de Relaciones Exteriores. Fuimos al Ministerio y después de varias semanas de trámites logramos hablar con Leontina Chávez que es la directora del Registro Civil del Ministerio de Relaciones Exteriores.

A ella le entregamos toda la documentación, el certificado de matrimonio firmado por el capitán del crucero y dos testigos (oficiales de nave) y copia del registro de bitácora donde especifica la hora y la posición geográfica del barco en el minuto del matrimonio.

El barco se encontraba en alta mar, en aguas internacionales, por lo que era imposible que el certificado contara con la firma del cónsul por razones obvias. La señora Leontina nos dijo que el certificado, entonces, debía ser firmado por el cónsul chileno del país en el que el barco estaba registrado, pero éste está registrado en Bermudas y Chile no tiene consulado en ese país. Ya que Bermuda ser parte del Commonwealth británico, se mandaron los papeles a Londres para que el cónsul los firmara.

El cónsul en Londres devolvió los papeles a Chile, según indicó, el capitán del barco no estaba registrado en Inglaterra. Consultamos a la empresa de cruceros (Princess Cruises) y ellos nos dijeron que todos sus capitanes estaban registrados en Bermudas y que Inglaterra no tenía ningún tipo de jurisdicción en ese tema, por lo que sus capitanes nunca iban a aparecer en los registros británicos. En esto ya habían pasado varios meses.

Volví a hablar con la señora Leontina y le comuniqué esto y ella me dijo que le tenía que hacer llegar el certificado de matrimonio legalizado en Bermuda. El certificado estaba legalizado en Bermuda y cuenta con el sello del equivalente del Registro Civil de ese país, lo que le comunique por e-mail. Después de esto nunca obtuve ninguna respuesta de ella.

Pasaron los meses y nunca podíamos ubicarla, estaba hablando por teléfono o estaba fuera de la oficina y nunca nos devolvían las llamadas. Luego de un tiempo conseguimos el número del Encargado de Asuntos Consulares del Ministerio de Relaciones Exteriores, Don Francisco Fuenzalida. Mi señora lo llamó y habló con su secretaria, Erna Maringer. Luego de unos 10 minutos Leontina Chávez llama a mi señora bastante ofuscada, diciéndole que nunca le habíamos mandado los datos que ella había pedido. Le reenviamos el e-mail que le mandamos meses atrás y de nuevo no obtuvimos ningún tipo de respuesta.

Pasan unas semanas y la señora Leontina nos comunica ahora que la razón por la que en Londres no firmaron el documento es porque que el certificado de matrimonio tiene un problema con la firma (al parecer se mojó el certificado y la firma se corrió), lo que no es lo que nos dijo al principio, pero seguimos adelante de todas formas. Nos contactamos con Bermudas e hicimos todos los trámites para que nos mandaran otro certificado de matrimonio.

Le mandamos un e-mail a la señora Leontina comunicándole esto y no hubo respuesta, le mandamos otro e-mail pidiendo que confirmara si le había llegado el anterior y tampoco hubo respuesta. Después de unas semanas de no tener ningún tipo de respuesta, la llamó mi señora y finalmente, al comunicarse Leontina, ésta le dijo que no había podido comunicarse con Londres porque habían 7 horas de diferencia con ese país (4 horas de diferencia), por lo que no había respuesta.

Eso sucedió en marzo de este año. Ya estamos a finales de mayo y todavía no tenemos ningún tipo de respuesta.

Hemos tratado de hablar con Francisco Fuenzalida (encargado de asuntos consulares), pero tampoco hemos podido ubicarlo, ya que su secretaria siempre nos dice que está hablando por teléfono con el extranjero por horas seguidas o salió justo a reunión. Nunca nos ha devuelto una llamada tampoco.

Nos gustaría poder tener algún tipo de solución. Nos han dicho (en el mismo ministerio) que nos casemos en Chile en el Registro Civil, pero la verdad no me parece una solución válida.

Muchas gracias.
Adriana"

Fuente: http://www.biobiochile.cl/2011/06/01/me-case-en-un-crucero-pero-por-burocracia-sigo-soltera.shtml